miércoles, 17 de mayo de 2017

"Múltiple", lo nuevo de M. Night Shyamalan... ¡es bueno!

Cuando vi el trailer, esto fue lo que escribí en este mismo blog: 

"Sé con seguridad que caerá en todos los clichés made inShyamalan. Muchos se pueden ver ya en estos escasos tres minutos. "Estamos aquí por algo": otra vez, MENSAJE. Predestinación. James McAvoy, un actor por lo general solvente que Shyamalan logra ridiculizar: la interpretación de las dos o tres personalidades que muestra en el trailer dan mas pena que miedo y lo que es peor, lo que podría haber sido un momento Norman Bates se estropea completamente para el espectador cuando no se explota en absoluto revelándose directamente y sin tensión alguna. ¿Y qué decíamos? es una escena ridícula: podría haber sido siniestra, podría sugerir locura. En su lugar Shyamalan se las arregla para que nos volvamos a preguntar si se ríe de nosotros.

Y lo que voy a hacer ahora que he visto la película es comérmelo con patatas. "Múltiple" (Split) es una buena película. Con un buen guión. McAvoy está muy bien. El resto del elenco también, y la historia por una vez está bien construida, es estéticamente interesante y si tuviera la más mínima idea de cine quizás podría explicar por qué me ha parecido bien dirigida. El argumento no parte de nada nuevo, nada que no hubiera hecho "Identity", que nos planteaba ya en 2003 el dilema de una mente dividida en entre personalidades criminales e inocentes; pero evoluciona y se convierte en un híbrido a medio camino entre el drama de los X-Men y "El dragón rojo", precuela de "El silencio de los corderos".

Sí, Shyamalan lo ha vuelto a hacer. Desde "El protegido" solo ha necesitado ocho películas para recuperar algo de la chispa que iluminaba sus primeros trabajos. No nos confundamos; que "Múltiple" sea un acierto no niega que Shyamalan siga pareciéndome un capullo. Sigue siendo un pretencioso, sigue (también en "Múltiple") insistiendo en EL MENSAJE, pero por primera vez en mucho tiempo puedo separar al personaje de su producto y decir vedla, y no os arrepentiréis. Ah, y mucho ojo al final.  


miércoles, 5 de abril de 2017

¡Vuelven Berserk y Uzumaki!

Entre las muchas nuevas licencias anunciadas entorno al 35º Salón del cómic de Barcelona (a las que dedicaré próximamente una entrada) destaca para mi la noticia que llevaba esperando desde que cerró la original y atrevida EDT - Editores de Tebeos - hará unos años: el regreso de Berserk a las librerías Españolas.

Como fan absoluto del manga (no me habléis de la reciente serie animada: no existe, no la conozco y no me consta) es una gran noticia. Si, quizás hay mejores manga; cinco o seis como mucho, tampoco creáis: pero Berserk es una de las mayores maravillas del mundo del cómic y ya tocaba que alguna editorial se hiciera con sus derechos huérfanos. Y ¿quién se ha decidido al fin? nada más y nada menos que Panini, que consolida así poco a poco un catálogo de manga al principio un poco escaso y ahora cada vez más interesante.

Si algún amante despistado del manga o de la fantasía épica no lo conoce aún, será un buen momento para descubrir que mucho antes que Juego de Tronos ya existía Fantasía Oscura de la mayor calidad, sin tapujos, sin manías ni problemas para matar personajes, sin pudor ante el sexo y el gore y capaz de evocar la mayor épica. Para más detalles aquí podéis consultar mi artículo analizando la obra.

Según parece retomará la edición desde el último tomo publicado por EDT, es decir, el primero será el 37, en un formato similar al de EDT. Simultáneamente publicará la serie des del principio en gran formato, suponemos que con algún extra y quizás en tapa dura: "Maximum Berserk".

El diseño de la portada es atroz. No sé en qué estaría pensando quien lo pariera, quien lo aprobara y... bueno, en general Panini entera. Desprende un aire a álbum de cromos de los noventa, con colores brillantes y efectos relucientes que pegan bien con la oscura, decadente, dramática trama del manga. ¿Y la tipografía del título? Del estilizado diseño original pasamos a una letra mazacote, vulgar. ¿Y la ilustración? no encaja con el fondo ni con nada. No puedo decir nada bueno de esta imagen de portada. A lo mejor la misma que una edición Japonesa: a lo mejor es idea del propio Kentaro, atrofiado de tanto jugar al Idol Master. Quien sabe, podría ser incluso una broma de April Fool's.

Peeero... como quien escribe se pierde por las ediciones de lujo, a saber, es incluso posible que la acabe comprando.




Y la otra gran noticia: Uzumaki volverá también. El perro del hortelano se ha ido de paseo y Planeta finalmente hará lo que llevamos años pidiendo y que ahora, a raíz de que ECC lo popularice, se ha planteado en serio. No sabemos aún mucho del formato: es de esperar que, tratándose de Planeta, sea una edición excesivamente cara. Si esto significa tapa dura bienvenida sea. Esperemos que o bien edite los tres tomos originales, o bien los una en un solo volumen, o un par de tomos máximo, y que las locuras de la biblioteca Pacheco (¡seis números!) queden olvidados para siempre. Si no conocíais Uzumaki, os recomiendo mi artículo sobre la obra, que podéis leer aquí.

Si os ha gustado el artículo, o si lo habéis odiado y queréis que más personas puedan odiarlo también, ¡compartidlo en Facebook Twitter! Y de paso seguidme en ambos :d 





jueves, 30 de marzo de 2017

IT: ya tenemos trailer

Y ya tenemos trailer para IT.
Más prometedor de lo que esperaba; también es cierto que no esperaba gran cosa. Me disgustó mucho la intención de recrear Derry en Port Hope, al que describen así "Port Hope es el tipo de lugar donde todos soñamos haber crecido. Largos veranos en bici, paseos junto al lago, una bonita calle principal, encantadoras casas con jardín, gente cálida" (sic).


¿Es este nuestro Derry?
Derry es tan parte de IT como IT es parte de Derry; siglos de coexistencia los hacen inseparables. Derry es la comunidad que creció bajo la sombra de un ser como Pennywise: no puede ser otra cosa que un sitio oscuro, desesperado. Derry no es donde soñamos vivir: Derry es de donde soñamos escapar. Es este pueblo muerto, aburrido, mezquino que nos atrapa; es donde todo parece viejo, cansado, polvoriento.

¿Cual será al final el Derry que nos mostrará la película? Veremos: el trailer no revela demasiado en este sentido.



Lo que sí hace es darnos una idea (muy ligera) de la dinámica entre los Perdedores, de sus pintas, sus temores; y del terror que les va a acechar. Y este terror, Pennywise, promete más de lo que parecía en la primera foto promocional. De momento la primera sensación que me despierta el trailer es nostalgia: al ver los Barrens, los chicos, algunas escenas del libro. Algunos trucos del cine de terror moderno (criatura desenfocada abalanzándose en camera rápida) preocupan mas que otra cosa, pero la ambientación, que es lo importante, la tensión creciente, parece que estará allí y no puedo pedir más.

Habrá que esperar al 8 de septiembre. Para entrentener la espera, ¿qué tal una lectura de terror? os remito a mi guía rápida del terror literario, que podéis consultar aquí 

Mientrastanto, recordad: ahí abajo todos flotan.


Si os ha gustado el artículo, o si lo habéis odiado y queréis que más personas puedan odiarlo también, ¡compartidlo en Facebook Twitter! Y de paso seguidme en ambos :d 

viernes, 24 de marzo de 2017

Los Relatos de Lovecraft: Guía introductoria para neófitos

¿Lo oyes? Es la llamada de Cthulhu. Llega desde las profundidades abisales de R'lyeh; Cthulhu Fhtagn, susurran en las playas de Innsmouth los hijos de Dagon, nadando al arrecife del diablo bajo la mortecina luz de la gibosa luna.
¡IÄ! ¡IÄ! ¡Cthulhu Fhtagn!
¿Qué vas a hacer ante su imperiosa letanía?
Quizás te espera una partida de Call of Cthulhu, un Máster con el semblante impertérrito y manos cerúleas lo ha preparado todo para someterte a ti y a los tuyos a una tarde de abyecto terror.
Quizás tienes, al volver a casa después de una larga semana, una montaña de tomos malditos: mil cómics, mil adaptaciones de obras aún más blasfemas que ruegan que los leas.
Quizás es un videojuego. Quizás uno de sobremesa.
¿Coleccionismo, has dicho? ¿Es esta la locura que te posee? Habrá peluches (Lovecraft los perdone), figuras, camisetas, pósters, todo lo que quieras.
¡IÄ! ¡IÄ! ¡Cthulhu Fhtagn!
La letanía nunca cesa. Asciende desde lo más profundo, donde duerme el que no puede morir, y nos incluye en sus sueños...

Sí, Cthulhu está en todas partes, y Lovecraft es su profeta. Ambos nombres están en la boca de todos. Sobretodo en la de los críticos, que a toda obra de terror que reseñan le ven un “aire Lovecraftiano”. ¿De donde viene todo esto?
Seguro que, de un modo u otro, habéis contactado con alguna de las manifestaciones de la voluntad de Cthulhu, sea a través de las Mansiones de la Locura o del cómic. O puede que ya conozcáis al dedillo la obra del maestro; no es la intención de esta guía predicar a conversos, sino captar a neófitos y, en las sombras, atarlos a la estela del Caos Reptante.

Así pues, ¿Queréis adentraros en la obra del ermitaño de Providence y no sabéis cómo? Quizás tenéis los dos (enormes) tomos de las obras completas, editados por Valdemar: decenas de relatos, y la duda de por dónde empezar. O disponéis de alguna de las muchas antologías de relatos, a veces temáticas. ¿Son el mejor modo de iniciarse?

Siempre se puede hacer una lectura cronológica pero ¿es la mejor opción? Los primeros relatos de Lovecraft son irregulares; su mérito, más que literario, es académico: para el estudioso de su obra o para el curioso que quiere ver cómo empezó todo.
Leer una antología des del principio hasta el final nos dará, probablemente, una visión de conjunto bastante decente; pero es una inmersión lenta para la que no todo el mundo tiene tiempo o paciencia.
No, si uno quiere adentrarse por primera vez en el mundo de Cthulhu recomiendo ir directo a la médula, a lo mejor de lo mejor. Y a partir de aquí, enganchado ya sin remedio, leer según criterio propio lo que más apetezca.

Así que vayamos al grano con la guía (y si os parece útil, visitad la que hice dedicada al terror literario aquí). En general se acepta que hay tres grandes ciclos de historias. En el espíritu de aquellas novelas de “escoge tu propia aventura”, sugiero que cada lector novel se dirija a uno u otro según su experiencia previa, sus preferencias y sus objetivos.

En primer lugar, tenemos el Ciclo de las Brujas: para los amantes del terror clásico que quieran una transición suave y progresiva hacia Lovecraft. Relatos ambientados en Nueva Inglaterra; mucha niebla, caserones torcidos, Ghouls y brujería. Su principal escenario es Arkham

Después está el Ciclo Onírico: para los fans de la fantasía épica, heroica o picaresca. Relatos ambientados en un mundo imaginario (la mayor parte), con escenarios propios de la fantasía y abundancia de criaturas mágicas. Los protagonistas parten con ventaja respecto a los de otro tipo de relatos: saben donde están, saben donde van, saben moverse en estos entornos; no son tan propensos al desmayo como los otros protagonistas del autor. 

Y finalmente, el gran ciclo: el Ciclo de los Mitos. Aquí es donde encontraremos los mejores relatos del autor y donde descubriremos el por qué de su fama. La inmensa mayoría de relatos Lovecraftianos pertenecen al ciclo de los mitos. Considerando que todos hacen referencia – en mayor o menor grado – a los Mitos, se podría considerar que tanto el ciclo de las brujas como el onírico son en realidad subgéneros dentro del Gran Ciclo.

¿Cual escogerás?


Ciclo de las brujas, o de Nueva Inglaterra 

Los relatos pertenecientes a este ciclo se caracterizan por ser un poco mas mundanos. Mundanos en el contexto de la obra de un señor para quien un pólipo extraterrestre es tan común como para S. King un pack de seis cervezas. Simplemente, recurren a elementos del terror algo más clásicos, tales como brujas, magia negra, no-muertos y similares. Así, "El caso de Charles Dexter Ward", quizás el relato más largo de Lovecraft, es una narración de brujería que enlaza con la preferida de los Estadounidenses: Salem. En "Los sueños en la casa de la bruja" un pobre estudiante de matemáticas enloquece; ¿será por sus elecciones académicas o por algún influjo sobrenatural? "El modelo de Pickman" es una admirable lección de implicación artística. La atmósfera de "Las ratas en las paredes" os acompañará, seguramente, alguna noche solitaria en casa. Y "El ceremonial" es... lo que dice el título: una bacanal de imaginación e inquietud, típica noche de Providence. Si os pasáis por allí, saludad al pequeño Brown Jenkins de mi parte. 

El caso de Charles Dexter Ward
Los sueños en la casa de la bruja
El modelo de Pickman
Las ratas de las paredes
El ceremonial

Ciclo onírico 

El ciclo onírico es una rareza dentro de la obra de Lovecraft por dos motivos. En primer lugar, porque comparte un mismo protagonista en todos los relatos, el aventurero místico Randolph Carter, alter ego del autor. Es extremadamente inusual este protagonismo compartido (solo ocurre similarmente con Herbert West, del que ya hablaremos); en segundo, porque dichos relatos tienen un estilo mucho mas fantasioso que el resto, pudiendose considerar, por lo menos en el relato principal del ciclo, como fantasía oscura al estilo de Clark Asthon Smith. No me atrevería a decir que todos los relatos de que incluyo aquí sean igualmente buenos: pero este es un ciclo breve, y siendo así, me ha parecido recomendarlo entero, como conjunto. A destacar: "El testimonio de Randolph Carter", escalofriante, con un final de impacto que podréis citar en multitud de circunstancias. "La onírica búsqueda de la desconocida Kadath", fantasía que no queda muy lejos de Ashton Smith o de Jack Vance. Y, cómo no, "Los gatos de Ulthar", que hará las delicias de todos los compañeros de piso de estos entrañables felinos. 

El testimonio de Randolph Carter
La llave de plata
Tras las puertas de la llave de plata
Lo innominable
La onírica busqueda de la desconocida Kadath
Los gatos de Ulthar




Ciclo de los mitos 


Antes que nada, ¿Qué son los mitos?
Los Mitos de Lovecraft, o Mitos de Cthulhu, son el trasfondo mitológico de donde beben la mayoría de obras del autor y del que se alimentan todas las obras posteriores a su muerte. El panteón de los Primigenios y los dioses exteriores; las Razas antediluvianas y sus ciudades en ruinas, sus objetos profanos. La biblioteca infame de tomos malditos que servirán de referencia (y condenación) de tantos personajes, encabezada por el Necronomicón. La galería de monstruos, empezando por los Ghouls y acabando por los Shoggots. Toda la Providence fantástica, desde Arkham, Innsmouth y Dunwich a la universidad de Miskatonic. Todo esto son los mitos. Y están presentes en toda la obra de Lovecraft. En estos relatos, sin embargo, tienen papel protagónico. En "Las montañas de la locura" acompañaréis una expedición que descubre algo en el hielo, algo de un pasado que no sale en los libros de historia. En "El horror de Dunwich" veréis como el subgénero del deep country terror da un vuelco a vuestras expectativas. "El color surgido del espacio" es una lección de cómo hacer terror con toques de CF. "El asíduo de las tinieblas" es una tarjeta de presentación de mi buen amigo Nyarlathotep; y qué decir de "La sombra sobre Insmouth" y "La llamada de Cthulhu", posiblemente los dos relatos más célebres? Casi que no digo nada y os dejo que lo descubráis vosotros mismos. 

El horror de Dunwich
La sombra sobre insmouth
La llamada de Cthulhu
Las montañas de la locura
El asíduo de las tinieblas 
El color del espacio exterior


¿Habéis elegido ya? Quizás querréis ir a por todas y leer todo lo recomendado y más. De ser así, una recomendación extra: visitad Gigamesh, en Barcelona, o Cyberdark online: tienen todo lo que podáis pedir.

Apéndice 

Me gustaría cerrar la guía con un cuarto ciclo muy distinto a los demás; tanto, que lo que decía de los mitos y el modo como impregnan todo lo que escribió Lovecraft aquí no se aplica. En este sentido, puesto que la intención de la guía era presentaros relatos característicos del autor y estos no lo son, los dejo un poco al márgen, en este apéndice. 
Se trata de las aventuras de Herbert West, Reanimador: ahora podrían volver a estar de moda, con el resurgir del Zombie. Las de Herbert West fueron unas historias que Lovecraft escribió por encargo y que, curiosamente, desprenden un humor negro que uno no asocia con el Maestro. Si con el resto de sus escritos tocaba a Hope Hodgson, aquí se acerca más a Shelley; West es un científico en busca de la verdad tras el velo de la muerte. Y se le complican las cosas. De qué manera. 
Quizás por ser menos Lovecraftianos han tenido mejor fortuna en el cine: han sido adaptados a la gran pantalla, y por lo menos la primera película merece mucho la pena. 

Herbert West, reanimador: desde la oscuridad
Herbert West, reanimador: seis disparos a la luz de la luna
Herbert West, reanimador: el horror de las sombras
Herbert West, reanimador: El demonio de la plaga
Herbert West, reanimador: El aullido del muerto
Herbert West, reanimador: las legiones de la tumba



Si os ha gustado el artículo, o si lo habéis odiado y queréis que más personas puedan odiarlo también, ¡compartidlo en Facebook Twitter! Y de paso seguidme en ambos :d